jueves, agosto 07, 2008

Los mejores Mavericks de la historia (temporada 87-88)

Los Dallas Mavericks son uno de los equipos punteros de la NBA. Los que habéis entrado en contacto hace pocos años con la liga de Stern identificareis al equipo con el alemán Nowitzki, Josh Howard, Jason Terry o los ex Steve Nash y Michael Finley. Incluso su propietario, el billonario Mark Cuban, es de los otros personajes más conocidos de la liga. Muchos pensaréis que esta franquicia texana lleva media liga en la NBA y que siempre ha sido un equipo puntero. Si nos atenemos a los últimos años podemos llegar fácilmente a esta conclusión. Muchos considerarán que el mejor equipo de la historia es el que perdió, incomprensiblemente, las finales ante los Heat de Miami en el 05-06. Allí estaban Nowitzki, Finley, Terry, Stackhouse, Dampier, Harris, Daniels, Howard, Van Horn... todo un equipazo...que no supo ganar.

Echando la vista atrás -y aprovechando que uno ya roza los 40- me viene a la cabeza un equipo al que considero el mejor en la corta historia de los Mavericks. Porque la franquicia de Dallas es uno de los equipos más jóvenes de la liga ya que nació en 1980. La grandeza del sistema permitió que aquel equipo que consiguió sólo 15 victorias, y 67 derrotas, en su debú acabase disputando una final de conferencia siete años después. En aquel equipo estaban los desconocidos Jim Spanarkel o Tom LaGarde y llegaba un tal Brad Davis vía draft de expansión que se convertiría en el jugador que más temporadas estaría en la NBA. Entre otros jugadores también estuvieron los ACB Abdul Jeelani (Caja de Álava) y Clarence Kea (Coren Ourense). El coach fue el veterano Dick Motta, quien fue el responsable del equipo durante siete temporadas tras caer en primera ronda de playoffs cuando una temporada antes habían llegado a semifinles.

Llegamos al año en cuestión. La temporada 87-88 es la que recoge, según mi modesto juicio, al mejor plantel de jugadores que nunca han tenido los Mavericks. Fueron segundos de la Midwest Division, sólo superados por los superanotadores Denver, a quienes eliminaron en las semifinales de conferencia. La final de la Conferencia se la disputaron a los vigentes campeones, Los Angeles Lakers. Los hombres entrenados por John McLeod empataron la serie a seis partidos y sólo cedieron en el último encuentro, superados con una facilidad que no reflejaba el desarrollo de la serie (117-102). Aquel partido daria paso a una sequía rota con la llegada de Nowitzki, Nash y Cuban. Y eso que por el camino pasaron gente como Jason Kidd, Jimmy King y Jamaal Mashburn (La triple J).


DALLAS MAVERICKS ROSTER 87-88

BASE: DEREK HARPER
Era a los Mavericks lo que Porter a los Blazers o Mark Jackson a los Knicks. Conocido como el hombre que cada año mejoraba sus números (lo hizo durante 8 temporadas consecutivas). Llegó en el 83 como suplente de Brad Davis pero pronto acabó siendo el base titular. Jugador sobrio, nada egoista y con un correcto lanzamiento de tres. Destacaba por su gran control. En los NY Knicks empezó su declive.


ESCOLTA: ROLANDO BLACKMAN

El jugador panameño fue drafteado por los Mavs en el segundo año de la historia del club. En sus 11 temporadas en los Mavericks destacó por ser un excelente anotardor, con promedios cercanos a los 20 ptos. Jugador elegante y buen penetrador, fue el complemento ideal de Mark Aguirre. Acabó su carrera en los New York Knicks, donde tuvo un papel mucho más secundario.


ALERO: MARK AGUIRRE

El líder del equipo desde que fuera elegido número 1 del draft del 81. Fue el máximo anotador del equipo durante casi todas las temporadas del equipo. Le encantaba jugar en el poste bajo donde sacaba rendimiento de su orondo corpachón ya que era un alero bajo. Una de las máximas figuras de su época, logró el anillo con los Pistons, tras ser intercambiado por el también cañonero Adrian Dantley.

ALA PÍVOT: SAM PERKINS

Una muetra más de la versatilidad de este equipo. Si Aguirre era un tres al que le encantaba jugadr de cuatro, Perkings representaba todo lo contrario. Era uno de los mejores tiradores de su equipo a pesar de su altura y fue uno de los precursores de los aleros tiradores muy altos. Fue un gran jugador universitario en North Carolina y jugó con Jordan tanto en la universidad como en los Juegos Olímpicos de Los Angeles, donde consiguió la medalla de Oro ante España. Tuvo brillantes años en los Lakers y Sonics y acabó su carrera en los Pacers.

PÍVOT: JAMES DONALDSON

Uno de los pívots más grandes de su época. Medía 2.18 y era de nacionalidad inglesa. Era un especialista defensivo y estaba más limitado en ataque pero no era para nada un 0 cuando había que resolver cerca del aro. Si se establece una similitud con el mejor Erick Dampier, Donaldson era más bueno. Llegó dos años antes procedente de los Clippers y en Dallas mostró sus mejores registros con una media de casi 10 rebotes en los dos primeros años. Pieza clave en el esquema de Mcleod como se demostró en el año de la lesión, una temporada después. En el 96-97 aterrizó en Sevilla para jugar en el Caja San Fernando después de jugar para el Iraklis griego. Llegó con 40 años y no pasó de 4 ptos y 4 rebotes por partido. También estuvo en Lugo con el Breogán.

EL BANQUILLO

SEXTO HOMBRE: ROY TARPLEY

¿Qué se podría decir más de este hombre que no se haya dicho ya? Pudo ser el segundo mejor ala-pívot de su época por detrás de Karl Malone, pero se empeñó en flirtear con las drogas hasta que la NBA le suspendió definitivamente. En la temporada que abordamos fue considerado el mejor sexto hombre de la competición al promediar 13 ptos y 11 rebotes por partido. Era el mejor reboteador de la liga y tampoco era manco en anotación pero las drogas acabaron con su carrera. Fue suspendido dos veces y cuando se recuperó una lesión de rodilla le dejó KO. De nuevo las drogas le suspendieron definitivamente.En su destierro jugó con el Aris con quien ganó una Copa de Europa y conOlympiakos, con quien perdió una Final Four ante el Joventut de Thompson, Ferrán, Villacampa, Jofresa y Pressley. La NBA le volvió a perdonar pero el alcohol le cerró definitivamente las puertas. Fue un exponente más del maldito draft del 86 (Bias, Mashburn, Bedford...).

DETLEF SCHREMPF

El ala-pívot alemán fue uno de los primeros europeos en desembarcar en la NBA y tras dejar los Mavs y recalar en los Pacers y Sonics se convirtió en el mejor europeo de la época junto con el holandés saltarían Rick Smits. En los Mavericks fue creciendo su aportación aunque era el séptimo-octavo jugador del equipo. Era un jugador todoterreno dotado de una gran inteligencia para este deporte. Fue nombrado dos veces mejor sexto hombre de la liga cuando estaba en los Pacers.

BRAD DAVIS

Llegó al equipo, procedente de los Lakers, en el año de la creación de la franquicia texana. Fue el base titular del equipo hasta la temporada 85-86, donde las riendas fueron tomadas por Derek Harper. Buen anotador y pasador no desentonaba como suplente y ofrecía minutos de calidad. Fue un irregular lanzador de tres puntos, alternando temporadas de 40 % con otras de no llegar al 20 %. Es el jugador que más temporadas ha estado en los Mavericks (12)

UWE BLAB

Otro que siguió la estela de Schrempf y se convirtió en el segundo alemán en jugar en la NBA. Era un gigante de 2.15 bastante lento que no tuvo la progresión que se deseaba. En los Mavs nunca llegó a los 10 minutos por partido. En su última temporada en la NBA jugó en Golden State y en San Antonio.

STEVE ALFORD

Fue el niño mimado de Bobby Knight en los Hoosiers de Indiana, con los que ganó un título en el 86 ante la Syracuse de Ronny Seikaly y Sherman Douglas. Fue medalla de Oro con la selección de EEUU en los JJOO de Los Angeles y toda una figura universitaria. Sin embargo no le valió una buena elección en el draft, siendo elegido en segunda ronda (26). Gozó de pocas oportunidades y tuvo bastantes lesiones en los cuatro años que estuvo en la NBA. Dejó la NBA con 26 años y ahora es el entrenador del la universidad de New Mexico.

JIM FARMER

Tercer base en la rotación de los Mavericks. Fue elegido en la primera ronda del draft del 87, por delante de Alford. Esta temporada los Mavs tenían a cuatro bases en el equipo, un superávit que hubieran podido equilibrar si en vez de a Farmer se hubieran decanado por el malogrado Reggie Lewis o el poderoso ala-pívot Greg "Cadillac" Anderson, elegidos tras el genial combo guard de Alabama. Pudo más la fama que habían logrado los dos bases en la universidad que las necesidades reales del equipo. Su mejor año lo tuvo en Denver, dondo consiguió 10 ptos de media.


BILL WENNINGTON

Fue el mejor agitador de toallas de toda la NBA cuando estaba en los Mavericks. El 7 pies canadiense era el tercer pívot del equipo y nunca tuvo opciones en Dallas. Su momento de gloria y máxima populariad lo logró con los Bulls, con quienes consiguió tres anillos de la NBA, por supuesto, desde el banquillo (en la foto con el popular luchador Hulk Hogan).

Fotos: nba.com y jamd.com

4 comentarios:

Agustín Remiro dijo...

Ese equipo de los Mavs era espectacular, sobre todo su media cancha. El otro punto fuerte era su banco, ya que tanto Tarpley como Schrempf aportaban lo suyo cada vez que ingresaban, aunque el alemán no jugaba tanto.
Creo que su único punto débil era la posición de pivot, ya que particularmente nunca me gustó Donaldson.
Saludos

jr dijo...

Así es. Donaldson era un pívot correcto pero que cumplía muy bien con el rol que tenía asignado. La temporada siguiente, cuando se lesionó, el equipo se vino abajo, coicnidendo, también es verdad, con otros factores como la no adaptación de Adrian Dantley y el inicio de los positivos de Tarpley. Yo ví unos cinco partidos por televisión y me maravillaron.

drazgon dijo...

James Donaldson llegó a jugar en España... creo que estuvo en el Caja San Fernando y luego incluso en equipos LEB.

jr dijo...

Recuerdo lo de Donaldson en Sevilla. Llegó muy echo polvo. Lo de la LEB no lo sabía.