lunes, junio 30, 2008

Draft 08: La segunda ronda

La segunda ronda se convirtió en un nido para muchos de los jóvenes no estadounidenses que pensaban colarse en primera ronda. Muchos de ellos lucharán por un puesto desde las Summer League pero otros vean el sueño de la NBA casi inaccesible. Encabezó esta segunda ronda el serbio Nikola Pekovic, quien fue elegido por Miami. El turco de siete pies Semih Erden se encargó de clausurar la ceremonia del draft, siendo elegido por Boston Celtics. El rocoso ala-pívot no pisará de momento la NBA ya que hace meses que fichó por el Panathinaikos mientras que algunos de sus compañeros de aventuras lo tendrán "dificilillo" como es el caso del propio Erden, Sasha Kaun (formado en Kansas pero fichado por el CSKA) o Tadija Dragicevic.
Tengo dudas sobre el salto de Goran Dragic (pertenece al Tau) a los Phoenix Suns, equipo al que llegó tras ser intercambiado por Malik Hairston (Oregon). Los Suns están muy contentos con su elección pero también es una forma de venderse ante unos fans que en su mayoría desconocerán al buen base.

Quienes sí tienen más números de probar fortuna son el habilidoso pívot del Fenerbahce, Omer Asik. Es un poquito más bajo que su compañero de equipo Erden pero tiene una calidad impresionantes, como se ha podido ver esta temporada en la Euroleague. Me sorprendió su habilidad, poder reboteador e intensidad a la hora de intimidar. Los Bulls consiguen un buen pívot completa un roster muy joven (Noah, Gray).

Los Raptors continuan en sus trece de aumentar kilos en el poste bajo y eligieron al australiano Nathan Jawai, una fuerza de la naturaleza que puede salir bien o muy mal. Se hacen con una versión australiana de Glen Davis y eso simpre es interesante.

El alero defensivo de UCLA, Luc Richard Mbah a Moute, tiene suerte en recalar en los Bucks donde debe tener una oportunidad como especialista defensivo. El camerunés ha destacado en los últimos años por ser un jugador que se transforma en playoffs, algo a tener muy en cuenta.

Por último, en cuanto al repaso de los internacionales, Utah adquiere los derechos de otro gigante, el croata Ante Tomic , un jugador que contaba para estar en primera ronda y se convirtió en uno de las sorpresas negativas. Es un prospecto todavía pero atesora calidad. Veremos Sloan si le da una oportunidad o hace como Fessenko, quien ha estado un año en la D-League jugando para Utah Flash. Tomic, al igual que muchos de los de su especie, deberá mejorar físicamente.

En cuanto a los jugadores locales elegidos en segunda ronda, tres nombres son los protagonistas. El pívot DeAndre Jordan y los bases Chris Douglas-Roberts y Mario Chalmers. El primero llegó a ser considerado top-10 para muchos expertos pero su baja posición ha constatado que todavía está muy verde. Un año en Texas A&M con estadísticas "normalitas" más una calidad innegable pero demostrable no ha parecido ser suficiente aval. En el recuerdo para muchos está el fiasco Kwame Brown y nadie ha querido correr el riesgo. Los Clippers hicieron uso de una segunda opción en la que tienen poco que perder. Si sale bien, serán uno de los grandes triunfadores de la noche. El base de Memphis, sin embargo, es considerado como el robo del draft. Los New Jersey, que necesitan un base como agua de mayo, supieron rescatar del olvido a un primera ronda. Es un gran anotador y buen director que podría en pocos años ser el líder del equipo. Por último, Chalmers ya ha sido considerado como una gran adquisición por parte de los Miami Heat. que tienen un gran vacío en esta posición. El flamante campeón universitario es un excelente refuerzo para cualquiera.

Otras elecciones destacadas son Sean Singletary quien puede venir muy bien a Sacramento ya que sabe anotar y pasar; Richard Hendrix, ala pívot fortísimo pero algo bajito que ha sido elegido por Golden State para reforzar la plantilla (aunque puede hacer muchas más cosas); los defensivos Joey Dorsey (el especialista de la ESPN, Chad Ford, le compara con Ben Wallace) y DeVon Hardin pueden dar buenos resultados en Portland y Seattle (no se fía de Wilcox); la incógnita Walter Sharpe, apuesta ciega de los Pistons, un ala pívot interesante de Alabama-Birmingham; Boston ha apostado por el compañero de Beasley en KSt.,Bill Walker, un gran jugador que está tan abajo por culpa de una grave lesión, y por último mencionar la sorprendente aparición de Patrick Ewing Jr., hijo del legendario Pat Ewing. Es la segunda y de nuevo sorprendente apuesta de unos Kings que hacen más caso a los genes que a la aportación de Ewing junior.